El PSOE ante Podemos

Artículo publicado el 6 de noviembre de 2014 en eldiario.es

Podemos ha sacudido la mortecina escena política española de los últimos años. No sólo por su pujante tirón electoral, ya contrastado en las elecciones europeas, sino también por haber condicionado las prioridades de la agenda política y, en cierto sentido, el modo de hacer política en el país. Todo ello se refleja en el reciente barómetro del CIS, en el que los ciudadanos castigan duramente a los ‘populares’ por la sucesión de escándalos de corrupción y premian el discurso de denuncia de Podemos.

Pero sería precipitado concluir que el principal perjudicado por la irrupción de esta nueva formación es el PP. Como el mismo CIS señala, la ciudadanía sitúa a Podemos en la izquierda dentro del espectro ideológico, por lo que es al PSOE, principalmente, al partido que amenaza con arrebatar una parte considerable de sus votantes en las próximas citas electorales. De ahí que resulte tan relevante el tipo de respuesta que los socialistas ofrezcan ante este desafío.

Sigue leyendo

Las ‘primarias’ del PSM: un portazo a la ciudadanía

Artículo publicado el 13 de octubre de 2014 en eldiario.es

El proceso de primarias para la elección de los candidatos del Partido Socialista de Madrid al Ayuntamiento y a la presidencia de la Comunidad Autónoma ha sido un rotundo fracaso. Pero es, sobre todo, una clara ilustración del estado en el que se encuentra el PSM desde hace ya demasiados años. Por dos razones fundamentales.

Sigue leyendo

Cuatro errores económicos que el PSOE no debería repetir

Artículo publicado el 26 de julio de 2014 en eldiario.es

El PSOE ya tiene nuevo Secretario General, Pedro Sánchez Pérez-Castejón, que tiene la responsabilidad de liderar una transformación radical del funcionamiento interno del partido, de sus formas de relacionarse con la sociedad y de su contenido programático, para volver a conectar con la ciudadanía y optar a gobernar de nuevo el país. Y entre esos cambios programáticos, los que se refieren a la política económica deben ocupar a nuestro juicio un lugar central. Porque una de las cuestiones que precisamente han propiciado de forma más evidente la pérdida de confianza de su electorado ha sido la política económica que ha desarrollado durante sus años de gobierno. Es una opinión bastante extendida que las diferencias entre PSOE y PP (los dos partidos, hasta ahora, con opciones reales de gobernar en España) han sido y son evidentes en materia social y de derechos ciudadanos, pero mucho menos perceptibles en materia económica.

Sigue leyendo

Recetas para recuperar el voto socialista

Artículo publicado el 22 de julio de 2014 en eldiario.es

Nunca antes en nuestro país una organización tan grande como la integrada por 200.000 militantes del PSOE había elegido a su líder a través de un proceso abierto en el que cada uno de los votos tiene igual valor. Sería absurdo relativizar el avance que ello ha supuesto para el propio partido socialista y para el sistema democrático, en general. Se abre, pues, un nuevo tiempo y es legítimo hacerlo con esperanza e ilusión. Pero haría mal el nuevo Secretario General en caer en la autocomplacencia. El paso que se ha dado es importante, pero Pedro Sánchez debería ser consciente de que la posición del PSOE ante la sociedad y sus expectativas electorales se encuentran seriamente dañadas como consecuencia de una trayectoria política equivocada que los ciudadanos siguen teniendo muy presente. Estos problemas que el nuevo líder debe atajar para evitar el camino hacia la irrelevancia política son dos: la falta de radicalidad, de audacia, de su discurso y la nula credibilidad de sus dirigentes.

Sigue leyendo

El cirujano que necesita el PSOE

Artículo publicado el 27 de mayo de 2014 en el Huffington Post

De las muchas lecturas que cabe extraer de los resultados de las elecciones europeas en España, hay una que, no siendo la más importante, sí que puede ser la más evidente: el PSOE se encuentra en riesgo cierto de desaparecer como opción seria de Gobierno o, lo que es lo mismo, de acabar convertido en una fuerza política crecientemente irrelevante. Es algo que muchos venimos comentando en privado y en público desde hace tiempo, convencidos de que la desafección que se ha venido observando entre sus potenciales votantes desde finales de su etapa de Gobierno anterior no es un fenómeno puntual, sino que obedece al asentamiento entre los ciudadanos de una visión de este partido que reduce estructuralmente su universo electoral entre quienes que se sienten de izquierdas. Y que ello es responsabilidad única de los que han regido la estrategia del partido en los últimos lustros, con mayor o menor intensidad.

Sigue leyendo

El PSOE se juega su futuro: más democracia o desaparecer

Manifiesto de Líneas Rojas

El PSOE está a punto de desaparecer como fuerza política de gobierno. En los casi tres años transcurridos entre las últimas elecciones generales y las pasadas elecciones europeas, el PSOE no ha hecho otra cosa que vagar sin rumbo, a la deriva. Perdidas sus señas de identidad, este partido político, en su día mayoritario, contempla desnortado que la sangría de votos parece no tener fin. No hay suelo electoral.

Hoy conviene recordar que son muchos los partidos socialistas en el ámbito europeo que han perdido dramáticamente representatividad y capacidad de influencia, convirtiéndose en algunos países en partidos residuales. El pasado no garantiza el futuro y la ciudadanía pide otra forma de hacer política. Debería resultar evidente que un partido político es una herramienta al servicio de la sociedad, no un fin en sí mismo. Un instrumento imprescindible que sirve para vincular a representantes y representados.

Tras el rotundo fracaso electoral europeo, el PSOE se encuentra en la tesitura de qué hacer para que la opción socialdemócrata recupere la confianza de la ciudadanía. Lo primero, por supuesto, es tener un programa de propuestas progresistas a la altura de su historia. Pero además de ello, hoy parece innegable que también es necesario abrir el partido a la sociedad. Y para ello, nada mejor que celebrar, en primer lugar, unas primarias abiertas a toda la ciudadanía para elegir el/la candidato/a a la Presidencia del Gobierno. Esta posibilidad parece ya estar descartada tras el anuncio de la celebración de un Congreso extraordinario. De ser así, cualquier otra opción que no pase por elegir en este Congreso al Secretario o a la Secretaria General del partido directamente por toda la militancia, un militante = un voto, supone la desconexión completa con las demandas que viene reclamando la sociedad y, por tanto, la defunción del PSOE como partido de gobierno.

En todo caso, las primarias para elegir candidato electoral deben estar aseguradas, garantizando la ejecutiva saliente del Congreso extraordinario que se celebrarán en un plazo breve de tiempo y en impecables condiciones de transparencia e igualdad de oportunidades entre todos los candidatos.

En este momento histórico crucial, rechazamos radicalmente la idea de que decisiones de este calibre sean tomadas únicamente por parte de los llamados “barones”, o por determinadas élites políticas y/o económicas que dan muestras de estar más preocupadas por mantener su condición de tales que por sacar lecciones positivas de lo que los ciudadanos les han querido enseñar con su voto.

Convencidos de que solo a través de un funcionamiento radicalmente democrático y transparente el PSOE podrá volver a conectar con la sociedad y, sobre todo, con esos millones de ciudadanos que un día confiaron en él, pero que en los últimos años se han alejado en busca de otras alternativas, desde el colectivo Líneas Rojas reclamamos:

.- Que el Secretario General del PSOE sea elegido por TODA la militancia (voto directo e igual, como expresión inequívoca de una democracia interna auténtica); y

.- Que el candidato a Presidente del Gobierno del PSOE sea elegido por TODA la ciudadanía que quiera participar en ese proceso de primarias abiertas.

No hay que tener miedo a la democracia.