¿Por qué los más preparados no encuentran buenos trabajos?

Artículo publicado el 9 de julio de 2014 en Agenda Pública de eldiario.es

Estos días se ha señalado la sobrecualificación como uno de los problemas de nuestro mercado de trabajo. Con ello quieren decir que personas con titulación superior (universitaria, de FP de Grado Superior y la antigua FP II) desempeñan empleos por debajo de su cualificación en mucha mayor medida que en otros países. Paradójicamente, esta realidad convive al mismo tiempo con un alto nivel de abandono educativo temprano, el mayor de la UE, aunque en rápido descenso.

Las explicaciones de que tengamos muchos parados sin cualificación y muchos trabajadores ocupados en empleos por debajo de su cualificación se pueden dividir en dos grandes grupos. Por un lado, la visión dominante es la que parte desde el punto de vista de la “oferta”: el sistema educativo ofrece mala educación, por eso los jóvenes no quieren estudiar, y la cualificación de quienes tienen títulos educativos superiores no es adecuada. Esta visión no termina de convencerme.

Sigue leyendo

Equidad y élite

Artículo publicado en El País el 1 de abril de 2014

No todos quedan por debajo de la media de la OCDE en PISA. Los hijos de personas sin estudios en España obtienen resultados similares al resto de entrevistados de su misma condición (451 puntos). Sin embargo, los hijos de personas con estudios superiores (tanto universitarios como de FP) lo hacen peor en España (493) que en el promedio de la OCDE (520). El lado bueno de este resultado es que nacer en una familia con más o menos nivel cultural influye menos en el rendimiento educativo que en otros países desarrollados. El lado malo es que el conjunto del país podría carecer en el futuro de élite intelectual. El porcentaje de alumnado excelente es más bajo en España, en parte debido a que los hijos de personas de alto origen social no lo están haciendo tan bien como sus homólogos de otros países desarrollados, mientras que los de bajo origen social lo hacen igual (y en otras pruebas de PISA incluso claramente mejor).

Sigue leyendo

Homofobia en las aulas

Artículo publicado en el blog Agenda Pública de eldiario.es el 18 de marzo de 2014

No son meros rumores. Ni vagas suposiciones o intuiciones. Es una cruda realidad. Aún hoy en día, avanzado el siglo XXI, en nuestros colegios e institutos siguen siendo muchos las/os adolescentes y jóvenes que, a causa de su orientación sexual o identidad de género, soportan una violencia física y psíquica intolerable. Más del 5% de las/os alumnas/os lesbianas, gais, transexuales y bisexuales (LGTB) afirma haber sido agredido físicamente (patadas, golpes, empujones, etc.) alguna vez en su Instituto por ser o parecer LGTB, y más del 11% reconoce haberlo presenciado.

Esto, junto con otras muchas cifras difíciles de digerir, es lo que nos muestra el último y más importante estudio de campo realizado hasta el momento sobre la situación en que se encuentran nuestros adolescentes y jóvenes LGTB en el ámbito educativo: “Investigación Homofobia en las aulas 2013. ¿Educamos en la diversidad afectivo-sexual?”, elaborado por el Grupo de Educación del Colectivo de Lesbianas, Gais, Transexuales y Bisexuales de Madrid (COGAM).

Sigue leyendo

La Historia en PISA

 Artículo publicado en eldiario.es el 4 de diciembre de 2013

Uno de los muchos datos que genera polémica en torno a PISA es la desigualdad entre comunidades autónomas, hasta el punto que algunas prefieren no participar, posiblemente por el miedo a quedar mal retratadas. Pero lo cierto es que este miedo es originado por una mala interpretación de lo que nos cuenta PISA. Esta prueba mide competencias generales, por lo que no está vinculado directamente a lo que se enseña en las aulas. Estas competencias no sólo se adquieren en la escuela, también se adquieren jugando en la calle, participando en la vida familiar, ante una pantalla, es decir, embebido en una tradición histórica y cultural. Sigue leyendo

Educación y sanidad públicas, de calidad, universales y gratuitas

Educación y sanidad constituyen, por distintas razones, dos ámbitos esenciales para el desarrollo humano, de modo que la determinación de los modelos de prestación de estos servicios para la ciudadanía resulta determinante para el modelo social de un país. Ambas actividades, además, constituyen tradicionalmente dos de los campos de debate más intensos sobre el papel del sector público y del privado, sobre su eficiencia y equidad, puesto que no en vano movilizan cuantiosos recursos y afectan a millones de personas. Es comprensible, en consecuencia, la agresiva actuación que está teniendo la acción de gobierno del Partido Popular en nuestro país en ambas materias, conocedor de su trascendencia, y por ello cabe exigir a la izquierda en general y a la socialdemocracia en particular una definición de sus planteamientos igualmente nítida y reconocible. Sigue leyendo

Eficacia e ideología en la LOMCE

La LOMCE insiste en su preámbulo que es una ley basada en evidencia empírica. Por ejemplo, hay evidencia empírica en que la evaluación externa del rendimiento del alumnado puede contribuir tanto a la mejora de resultados como a disminuir la desigualdad de oportunidades educativas. Pero esto no quiere decir que esas pruebas deban ser reválidas, es decir, a final de un nivel educativo y bloqueando el acceso al nivel siguiente, ni que sus resultados se hagan públicos por centros. Al hacerlas al final de ciclo, serán poco útiles para desarrollar mejoras. Y al ser un nuevo obstáculo, dificultarán el paso a los niveles superiores. En cuanto a que sean públicas, parece que es una buena razón desde el punto de vista de la transparencia. Pero debemos tener en cuenta que cuanto mayor sea el peso que se le dé a este tipo de pruebas en cada etapa educativa, tanto para el alumnado como para el profesorado, mayor será la presión para corromperlas (Ley de Campbell). Al final, el Gobierno de turno podrá presumir de mejoras en los resultados, pero lo único que habrá mejorado será el entrenamiento para superar las pruebas que se hará en los centros educativos, y las trampas, a veces legales, a veces ilegales.

Sigue leyendo