Alemania y las instituciones europeas, ¿se debilita el diktat de Berlín?

Artículo publicado en El País el 18 de noviembre de 2013 

En las últimas semanas se han producido varias noticias y anuncios en Europa que parecen sugerir que la hegemonía monolítica germana en la economía política del Euro está perdiendo peso. O al menos que tras más de tres años imponiendo las manidas recetas alemanas de salida de la crisis -política monetaria rígida, austeridad fiscal, bajos salarios, crecimiento de las exportaciones -otras voces alternativas comienzan a ser escuchadas con fuerza en Bruselas y Frankfurt. Sigue leyendo

FUTURO INCIERTO EN LAS ELECCIONES ALEMANAS

El próximo 22 de septiembre se celebrarán las elecciones al Bundestag, el Parlamento alemán. En Europa, la esperanza de los opositores a la política de austeridad de la canciller Angela Merkel es que ella pierda los comicios a favor del aspirante socialdemócrata Peer Steinbrück, e incluso sus aliados ideológicos, como el Gobierno de España, apuestan que después de esta cita electoral cambiará la política alemana, lo que permitirá mayor inversión e incluso podría poner fin a la recesión de España en 2014, según el ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro. A cinco meses de las elecciones alemanas el resultado parece estar muy reñido. ¿Ganará la izquierda? ¿Seguirá la derecha? ¿O volverá la gran coalición?    

Sigue leyendo

Por una España federal

Ver original en: Artículo EL HUFFINGTON POST, miércoles 3 de octubre de 2012

Hablar claro es llamar a las cosas por su nombre, sin necesidad de ser maleducado. Es de agradecer, por eso, que ahora, en estos momentos de incertidumbres y desafíos para el futuro de España, el máximo responsable del principal partido de la oposición, Alfredo Pérez Rubalcaba, nos diga claramente hacia dónde cree que debe ir la organización territorial de nuestro Estado: El federalismo es el camino; y el referente más claro, el federalismo alemán.

Somos lo que fuimos, pero siempre hay una oportunidad para empezar a cambiar y a ser lo que queremos llegar a ser, sin complejos paralizantes. Es cierto que la experiencia federal en nuestro país resultó traumática. Pero esos tiempos han quedado ya lejos y con ellos las razones últimas y profundas que hicieron fracasar aquel intento federalizante de nuestro Estado. Hoy tenemos la fortuna, ganada a pulso, de vivir en un Estado que además de social (aunque cada vez menos, lamentablemente) y democrático de Derecho, es también un Estado territorial o políticamente descentralizado. Eso es nuestro Estado de las Autonomías. Lo hemos construido con esfuerzo, generosamente, y, pese a lo que unos y otros nos quieran decir ahora, ha sido un éxito, un rotundo éxito.

Sigue leyendo