Esperando a François

Finalmente será el socialista François Hollande quien tomará el relevo de Nicolas Sarkozy al frente de la presidencia de la República Francesa, con el apoyo del 51,62% de los votantes y la legitimidad que otorga una participación del 81,5%.

Desde su puesto de Presidente de la República, Hollande ostentará la presidencia del Consejo de Ministros -con capacidad para nombrar al Primer Ministro, que ha de ser ratificado por la Asamblea-, la presidencia del Consejo Superior de la Magistratura y, como Jefe del Ejército, la presidencia de los Consejos y Comités Superiores de la Defensa Nacional. Tendrá también la facultad de nombrar embajadores, tres miembros del Consejo Institucional incluyendo a su presidente, de negociar y ratificar los tratados en nombre de Francia, así como de disolver la Asamblea, entre otros.

Sigue leyendo